Hola, bienvenido a los foros Mangasplace. Regístraté ya totalmente gratis y disfruta de muchas ventajas:

- Deshazte de esos molestos anuncios.
-Descubre nuevos foros que antes no podías ver.
-Accede a los link y a las imágenes.
-Comenta y haz nuevos amigos.

Gracias!!!


Entra en ella y descubrirás cosas alucinantes... deja aquí tus libros, tus cosas... y comparte tus gustos o lo que opinas con los demás.
 
ÍndiceÍndice  EntradaEntrada  RegistrarseRegistrarse  ConectarseConectarse  
Hemos remodelado completamente el foro. ¡Pasa y disfruta!

Comparte | 
 

 Burbujas blancas...(la guerra no siempre es la más poderosa)RECUPERACIÓN ANIMEXTREMIST

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Alicia Alina
More and More!!!
More and More!!!
avatar

Localización : saltando en una colchoneta de chicle rosa.

Pergamino del personaje
escuela de magia: 100
territorio comarcal:
200/200  (200/200)
Pueblo de eribut: 50

MensajeTema: Burbujas blancas...(la guerra no siempre es la más poderosa)RECUPERACIÓN ANIMEXTREMIST   09/11/09, 12:29 pm

Bueno, aquí empiezo

CAPÍTULO 1

7-4-2009- 2 y media.

Era un pueblo pequeño, de cuatro o cinco kilómetros cuadrados. Al anochecer, se podían ver las cuatro lunas somar por la ventana circular de cualquier casa vecina. Una verdosa, la siguiente, un poco más pequeña, grisacea, la tercera, mucho mayor, blanquecina, y la cuarta, de enanas dimensiones, tanto que casi no se divisaba, amarilla, vainilla. Eran Reysha, Demun, Una e Inger. Como los cuatro protagonistas de esta historia. Esta bien, ya os los presento.
Reysha era una chica muy joven , que no llegaba a alcanzar los quince años, era rubia y sus ojos reflejaban el mar en calma de las costas de Granagiha, la ciudad donde del pueblo habitaba. Sus mejillas eran sonrosadas y su piel dejaba escapar un pequeño alo de luz, claramente amarillenta.
Demun era otra cosa. Extrovertido, moreno de piel y de pelo, pasaba de todo el mundo, sus ojos, negros como un pozo sin fin, reflejaban el vaivén continuo de su mente, siempre en otro lugar.
Una e Iger eran hermanos gemelos. Ambos tenían el pelo blanco y una piel tostada, unos ojos verdes como las ojas y una mirada segura y perfecta. eran valientes y pequeños tambien, tenían sólo 1o años.
ellos eran los cuatro del pueblo, como los más ancianos les llamaban, y los únicos niños tambien, por cierto. Eran básicamente la diversión de todos los viejos que salian a tomar el sol de la mañana, sentados en sus roidas sillas cosidas a manos por sus esposas, las famosas tejedoras. eran conocidas en todos los rincones de aquel mundo maravilloso por sus estupendos vestidos fabricados a mano, el mobiliario y los bonitos cuadros y tapices que hacian, nadie les superaba.

7-4-2009- 4 y media

Un día, mientras el sol se ponía ya la madrugada delataba sonrisas misteriosas, los cuatro jóvenes salieron a dar un paseo por los alrededores del bosque, lleno de misterios y fortalezas, siempre verde y perenne. los gritos del pueblo se oían lejos, dejándose llevar por rumores entristecidos. los pájaros cantaban tristes por la venida del invierno y los pasos de nuestros protagonistas se oían resonantes en todos los lugares recónditos.
La joven una divisó a una pequeña ardilla que vagaba desconcertada por la fría tierra y decidió cogerla y depositarla sobre el árbol lejos de depredadores malignos. fue en ese momento cuando se oyó el ruido. provenía de la cima de la montaña, en el pico, donde nadie había llegado, y era más un sonido melodioso y distante que un molesto ruido en realidad. Nadie sabía quien o que cosa había producido aquello, pero aún así lo descubrirían, estaban totalmente seguros.
decidieron escalar la montaña con cuidado, pasando momentos dificiles y complicados, pero al fin consiguieron hacer lo que nadie antes había hecho, estar allí arriba, con el viento dándoles de cara y una sonrisa sucia de barro. pero no importaba. El gemelo abrió mucho los ojos al divisar a lo lejos una bonita casa de madera que parecía estar inhabitada. Parecía una obra perfecta del paleolítico, como si la hubiesen abandonado a su suerte allí arriba, dejandola solitaria y triste. Con cierto temor pero también con bastante curiosidad, entraron en ella destrozando enormes capas de polvos que habíoan sido la colección del tiempo durante muchos millones de años. El ruido se repitió de nuevo, esta vez llegando a sus oídos sin dificultad ninguna y mucho más cerca, latiente.
Una sombra se agitó entre la maleza que recorría las paredes de la casa, y todos los chicos supieron que aquello no podía ser un animal, en realidad, no lo era.
El primerp que se atrevió a seguir hacia delante fue Demun, como siempre valiente y fuerte. Cogió lo que tuvo a mano, un largo palo de madera ya corroído y que en realidad no le serviría para nada, pero aún así lo tomó entre sus brazos, por si acaso. Sus muñecas se doblaron mientras su lengua chasqueaba, y entonces fue cuando ÉL gritó y sin miedo ninguno se abalanzó sobre la presa que bien podía ser cazador. entonces, cuando el bulto iba a ser golpeado una bonita voz sonó.
- No apuñales por la espalda a lo desconocido, pues puede que al final sea satifactorio.
y entonces, en ese momento, cuando todos estaban congelados del miedo, la sombra salió de su oscuridad y todos pudieron saber quien era.
lo que se ocultaba tras la negrura no era algo, sino más bien alguien, en concreto...

7-9-2009- 5 en punto

CAPÍTULO 2

...era un viejo mustio y desagradable, que dejaba con un tufo horroroso allá por donde caminaba, sin embargo, parecía sabio e inteligente, guapo en un pasado dejado muy atrás. Su ropa estaba corroida por el tiempo, hecha de cuero prematuro antes de ser puesto en aquel delgado y anorexico cuerpo. Parecía una canina que de un momento a otro saltaría a por carne vecina, desquisquillada por saciar su sed dolorosa que se acumulaba en los pardos grises, tristes y enigmáticos. Se podrían decir tantas cosas y a la vez nada... era como si ante ellos hubiese un vacío que había que completar con cajas de madera que se habían caído en un descuido. Ese sor lo era todo y a la vez no era nada, como algo omnipotente. En realidad parecía un Dios, algo desastroso y desembarazado, pobre en dinero y rico en palabras. En realidad lo era.
Se levantó sin complicación ninguna y los miró a todos sin hacerlo superiormente pero tampoco para que se confiaran demasiado, era algo mortalmente indescribtible, nunca mejor dicho, inmortal en todo caso, eso es, inmortalmente indescribtible.
Entonces, de nuevo, la voz salió de aquellos labios finos y blanxcos, y esta vez sonó más melodiosa aún que la anterior, más dramática y enigmática, sonora y fuerte, causando impacto monumental.
- Yo soy todo, yo soy nada. Este mundo fue creado con un fin que no ha cumplido, se me ha escapado todo de las manos. - y mientras susurraba al viento, sus frágiles dedos se movían atrallendo a los jovenes, como si de una araña se tratara.
- Pero aún quedan personas que lo pueden arreglar, cambiar la humanidad que e contemplado durante siglos, hacer lo posible para que ellos vuelvan a ser el prado verde de antes, siendo así yo rejuveneceré de nuevo, seré ,la tierra latiente que antes era.
Aquel hombre no mentía, sus palabras resonaban en la cabeza de todos como duras realidades en las que nunca habían caido ni tan siquiera pensado. Aquel anciano representaba el mundo, la humanidad la tierra y a todas las personas, pero lo que debía ser un joven apuesto era un simple mendigo deses perado que soltaba frases inalantes.El viejo se estaba muriendo, la humanidad se estaba muriendo, el mundo se moría y nadie se daba cuenta, cada vez iría todo peor.
Reysha se adelantó y contempló las bonitas hojas perennes que detrás de la puerta estaban. Cada día era diferente, y cada instante no se volvería a repetir, y supo como hacer que todo volviera a ser como antes.
-Yo lo haré- dijo titubeante entonces, temerosa de su respuesta.- usted dijo que se necesitaban guerreros ¿No? Está bien, yo seré uno de ellos, daré mi vida si es necesario por salvar la de todos los demás.
Entonces, como si de magia se tratase, la joven se elevó transpasando el techo de la choza y sus pies quedaron colgados al viento. Sus prendas se transformaron, dejando atrás los arapos que nates habían formado sus ropa. Ahora vestía como una diosa griega, con un bonito traje de lino azul, baporoso y cómodo que le llegaba por los tobillos. Sus botas eran de un bonito cuero, simples y a la vez perfecta como la de los campesinos, y su pelo lacio se libró de la coleta, dejándose caer cuidadosamente hasta la mitad de la espalda. estaba preciosa.
Bajó de nuevo y esta vez contempló a sus mejores amigos, invitandoles ha hacer lo de ella, pero todos se negaron, sus miradas parecían perdidas y distantes, confusas. En realidad era porque ninguno tenía el corazón tan limpio como ella, Reysha. Abandonaron la choza como si no la conocieran, sin girarse siquiera, y ella les vio bajar la montaña, atolondrados.
-¿poruque hicieron eso, maestro?- Habló aún con la mirada fija al frente la joven. El hombre, aún viejo pero que ahora vestía ropas de campesino y no de vagabundo, lé miró sonriente y habló parsimoniosamente.
-Porque aún no han comprendido que están destinados a esto, que es su futuro y destino, ya les llegará la hora. Pero de non ser por vosotros, yo hubiera pèrdido toda mi voz incluso, y ni los ángeles del cielo me la hubieran devuelto. Tu serás la primera guerrera, tu, mi joven discípula, controlarás el magnífico poder del viento que a tí te ha sido otorgado, yo te nombro como debe ser la primera guerrera, la que librará al mundo de su peste secreta.
Y no podía haber llevado más razón nadie en el mundo.

CAPÍTULO 3

7-4-2009- 5 y media.

Cuando los tres chicos llegaron al pueblo todos les preguntaron por al cuarta, la nque siempre iba con ellos, no supieron contestarle. Sólo Una se acordaba de algo, de como había ayudado a una pequeña ardilla que se había quedado solitaria en un roncón de un bosque que ahora que lo pensaba, no divisaba por ninguna parte. Ciertamente, es que en realidad no había nada parecido. Empezó la búsuqeda de la joven, todos recorrieron mar y tierra y cruzaron parajes desavitados, pero no había habsolutamente nadie.
En otro lugar, muy lejos de los problemas, se encontraba flotando un palacio que hubiera sido la envídia de cualquier rey, incluso del más rico.

--------------------------------------------------
Posesiones:


Última edición por Deëva Kimico el 09/11/09, 12:30 pm, editado 1 vez
Volver arriba Ir abajo
http://www.palimpalem.com/4/Mangasplace.com
Alicia Alina
More and More!!!
More and More!!!
avatar

Localización : saltando en una colchoneta de chicle rosa.

Pergamino del personaje
escuela de magia: 100
territorio comarcal:
200/200  (200/200)
Pueblo de eribut: 50

MensajeTema: Re: Burbujas blancas...(la guerra no siempre es la más poderosa)RECUPERACIÓN ANIMEXTREMIST   09/11/09, 12:29 pm

Fijaos si es antiguo, de antes de estrenar este foro!!!

--------------------------------------------------
Posesiones:
Volver arriba Ir abajo
http://www.palimpalem.com/4/Mangasplace.com
 
Burbujas blancas...(la guerra no siempre es la más poderosa)RECUPERACIÓN ANIMEXTREMIST
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» (T)-Siempre te Quise...!(One-short)
» [One-Shot]Solidad siempre tiene la razón.
» ¡Declaro la guerra contra las Mujeres! [Juego]
» Ares el Dios de la guerra
» La guerra de los mundos (1953)

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
 :: Foro antiguo :: Art-
Cambiar a: